sábado, diciembre 27

El arrepentimiento.

Siempre he dicho que arrepentirse no es algo que esté en mi filosofía de vida y que pedir perdón no es necesariamente arrepentirse, jamás te arrepientas de algo, nunca dejes que alguien haga que sientas que debes arrepentirte, es uno de mis consejos.
Pero si tuviese que decir algo de lo que me arrepiento sería...el otro día, cuando fui a la doctora en la calle un tipo tocaba el saxofón, de esos que se ponen a tocar con el estuche abierto para que les tiren monedas, en cuanto lo escuché me sentí mejor porque de por si ir a la doctora me pone de muy mal humor y en cierta forma el que ese tipo tocara el saxofón tan melancólicamente en la calle mientras las peruanas trataban de venderme unos collares yo pensé que de verdad debía darle una moneda porque lo hacía bien pero me dije 'pero no tengo dinero' y al poco caminar me di cuenta que tenía los justos 100 para tirarle y ahí estuvo mi error porque pensé 'y si no los necesita en serio, y si esta moneda me la gasto en algo más' y seguí mi camino porque vacilé, vacilar es algo que siempre hago y me gustaría dejar de hacer siempre, porque me molesta no dejarme ser todo lo impulsiva que quiero. El asunto es que de eso me arrepiento horriblemente porque si me lo pillara en la calle de nuevo le daría 200 pesos y me quedaría hablando con él un rato para preguntarle que tal eso del saxo, supongo que pensarán que no es nada pero para mi si.

Supongo que hay algo más de lo que me arrepentiría, pero de seguro mientras le doy vueltas me daría cuenta que no, en verdad no me arrepiento, y en el fondo no me arrepiento de nada solo quizás de eso.
Es que me encanta el saxofón.

2 comentarios:

Subarito dijo...

holi vicky o.o

Subarito dijo...

por qué soy tan aporte yo? o.o